Bruselas propone por primera vez limitar las emisiones de CO2 de los vehículos pesados


Un grupo de camiones circula por la carretera.
EUROPA PRESS


La Comisión Europea (CE) propuso este jueves por primera vez limitar las emisiones de CO2 de los vehículos pesados, una medida que forma parte del tercer Paquete de Movilidad del Ejecutivo comunitario, que también busca incrementar la seguridad en las carreteras y prepararse para el uso de vehículos autónomos.

“Los compromisos adquiridos en los Acuerdos de París son extensibles a todos los sectores“, afirmó el comisario de Acción por el Clima, Miguel Arias Cañete, durante una rueda de prensa en la que recordó que el 75 % de los vehículos pesados son camiones.

La propuesta de la CE pasaría por reducir un 15 % las emisiones de CO2 de este tipo de vehículos en 2025 y un 30 % en 2030, unas previsiones que los productores consideran demasiado agresivas. “Los niveles propuestos por la CE son demasiado agresivos, sobre todo teniendo en cuenta que el desarrollo de los vehículos pesados que serán puestos a la venta en 2025 ya está en marcha”, apuntó la Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles (ACEA) en un comunicado.

Otra de las medidas dirigidas a reducir la contaminación y fomentar el ahorro pasaría por la creación de un nuevo sistema de etiquetado de neumáticos para todo tipo de vehículos. En este sentido, el Paquete de Movilidad del Ejecutivo comunitario también apostará por los vehículos eléctricos, a través de un “Plan de Acción para las Baterías” que permita a la industria europea tener la capacidad de producir en masa este componente, el más caro de este tipo de automóviles.

Reducción de muertes en la carretera

Esta propuesta iría de la mano de un plan para impulsar la utilización y la producción de vehículos autónomos para convertir la UE en un líder mundial del sector, un reto que pasaría también por adaptar la legislación comunitaria a este nuevo transporte.

Según datos de la CE, estas medidas, acompañadas del establecimiento de mayores exigencias a los mecanismos de seguridad de los vehículos vendidos en la UE, podrían reducir a la mitad las 25.000 muertes que se producen al año en las carreteras europeas a causa de los accidentes de tráfico.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook