Facebook admite laxitud en cuidado de información de usuarios


Muchas empresas en el mundo son víctimas de su éxito. Ese es el caso de Facebook, la red social más popular en el planeta y creada en 2003 por el estudiante de la Universidad de Harvard, Mark Zuckerberg.

Hoy la red social se encuentra en problemas por el manejo que según varios analistas le ha dado a la información que allí consignan millones de personas en todo el mundo y que fue utilizada por agencias como Cambridge Analytics con fines políticos en las elecciones de 2016 en Estados Unidos en las que fue ganador Donald Trump.

 

Errores

Luego de haberse filtrado el escándalo Zuckerberg señaló que “Tenemos la responsabilidad de proteger sus datos, y si no podemos no merecemos servirles”, señaló Zuckerberg en el primer comentario que hace tras el estallido del escándalo sobre el acceso a la información de 50 millones de usuarios por una firma británica relacionada con la campaña del presidente Donald Trump.

“He estado trabajado para entender exactamente qué ocurrió para asegurarme que no ocurra nuevamente”.

En un comunicado publicado en su muro en Facebook, Zuckerberg señaló que “las medidas más importantes para que esto no suceda de nuevo fueron tomadas hace años, pero también cometimos errores y hay más por hacer”.

Facebook, uno de los titanes de la industria digital, enfrenta investigaciones a ambos lados del océano Atlántico a raíz de su modelo de negocios, que permitió a la firma Cambridge Analytics reunir información sobre estos millones de usuarios.

El ejecutivo destacó cambios en la plataforma hechos en 2014 contra aplicaciones “abusivas” y que esas acciones prevendrían que cualquier otro ‘app’ -como el de Cambridge- tenga hoy acceso a tanta información como en el pasado.

“Investigaremos todas las aplicaciones que tuvieron acceso a grandes cantidades de información antes de que cambiáramos dramáticamente nuestra plataforma para reducir el acceso en 2014 y haremos una auditoría a cualquier ‘app’ que tenga alguna actividad sospechosa”, señaló el ejecutivo.

Cambridge Analytics obtuvo la información de la aplicación del investigador universitario Aleksandr Kogan, que recopiló la información de los miles de usuarios de Facebook que lo bajaron, pero también de sus amigos.

 

Datos sin protección

Facebook demostró haber sido muy laxa para proteger a los usuarios, cuyos datos fueron usados por la firma Cambridge Analytica, admitió el viernes la directora general de la red social, Sheryl Sandberg.

“No estábamos lo suficientemente concentrados en la protección, los mismos datos que les permiten vivir experiencias sociales pueden ser utilizados con malas intenciones”, afirmó Sandberg a la cadena NBC.

En 2014, la firma británico-estadounidense Cambridge Analytica creó perfiles psicológicos de 87 millones de usuarios de Facebook a través de una aplicación de predicción de la personalidad, con el fin de utilizarlos en la campaña presidencial de Donald Trump en 2016.

La aplicación fue descargada por 270 mil personas, pero también recogió información sobre los contactos de cada usuario y de ahí expandió su alcance, como posibilitaban las reglas que Facebook aplicaba hasta el momento.

Facebook se enteró en diciembre de 2015 que Cambridge Analytics había obtenido esos datos y le pidió a la firma que los borrara, precisó Sandberg, quien desde que estalló el escándalo a principios de marzo se había mantenido en silencio.

“Tendríamos que haber verificado”, explicó. “Teníamos garantías jurídicas de su parte de que los habían borrado. Lo que no hemos hecho fue la etapa siguiente, una auditoría, y tratamos de hacerla ahora”, afirmó.

La responsable admitió además que era “posible” descubrir otras fallas de seguridad en la protección de datos en Facebook. “Por eso hacemos esta auditoría”, agregó.

Cambridge Analytics afirma que no utilizó los datos obtenidos en el marco de la campaña presidencial de Trump, e incluso asegura que los borró cuando Facebook le informó que habían sido transmitidos sin autorización.

 

Se vienen cambios

La compañía Facebook anunció cambios en sus políticas publicitarias que obligarán a los anunciantes de asuntos políticos a verificar su identidad y ubicación.

Con esta medida, dada a conocer en la plataforma por su presidente ejecutivo y creador, Mark Zuckerberg, el gigante de las redes sociales dice que dificultará a los operativos deshonestos establecer cuentas falsas y empujar puntos de vista divisivos.

‘Esto hará que sea mucho más difícil para las personas ejecutar páginas usando cuentas falsas, o crecer de forma viral y difundir información errónea o contenido divisivo de esa manera’, apuntó.

Asimismo, señaló que su compañía contratará a más personas para asegurarse de que las verificaciones se completen antes de las elecciones estadounidenses de medio término que se celebrarán en noviembre próximo.

Medios locales reportaron que cuentas falsas de Facebook se emplearon durante la campaña presidencial de 2016 para ejecutar páginas políticas que atrajeron a cientos de miles de seguidores y difundieron información errónea a través de publicaciones y avisos políticos.

El anuncio realizado el viernes se da a conocer pocos días antes de que Zuckerberg testifique ante comités del Senado y la Cámara de Representantes, que lo convocaron en medio de los cuestionamientos públicos de las políticas de privacidad de la red social.

Su aparición en esos espacios, los días 10 y 11 de abril, responden al fuerte escrutinio al que se somete la red social tras revelarse que la consultora política Cambridge Analytics accedió al perfil personal de 50 millones de usuarios de la plataforma.

Esa revelación ha desatado numerosas críticas y preguntas sobre el funcionamiento del sitio, las cuales se acrecentaron luego de que Facebook admitiera esta semana que, en realidad, hasta 87 millones de personas podrían haber sido afectados por el mal manejo de datos de Cambridge Analytics

De acuerdo con la agencia Bloomberg, la noticia cierra una semana de gran dramatismo para Facebook, ‘que envió a altos ejecutivos a tranquilizar a los usuarios, anunciantes y legisladores’.

El miércoles la red social confirmó a ese medio que escanea los enlaces y las imágenes que las personas se envían en Facebook Messenger, y lee los chats cuando están marcados para los moderadores, con el objetivo de asegurar ‘que todo cumpla con las reglas de la compañía que rigen los contenidos’.




MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook