Falta de continuidad en tratamiento, riesgo para pacientes mentales La Crónica del Quindío


Liliana Salazar Salazar, gerente de la clínica El Prado, aseguró que los usuarios permanecen varios días en instituciones que no cuentan con el servicio especializado que requieren. 

La clínica especializada en salud mental El Prado llamó la atención sobre el mal manejo que se le dan a las urgencias por enfermedades mentales en el departamento.

Las urgencias mentales en el Quindío son atendidas de manera inapropiada, lo que ocasiona riesgos para los pacientes, así lo afirmó la gerente de la clínica especializada en salud mental El Prado, Liliana Salazar Salazar.

“El departamento tiene grandes necesidades en salud mental. Que no se preste el servicio de manera oportuna hace que esto genere mucho ruido. Hay que tener en cuenta, además, que un paciente de esta naturaleza trae sufrimiento a toda a una familia, lo que puede afectar, a su vez, el riesgo en la salud mental de sus parientes”.

La profesional aseguró que la mayoría de los usuarios no reciben seguimiento adecuado.

Recomendado: En el último año, clínica El Prado registró 1.646 consultas por consumo de psicoactivos

“Al no tener continuidad en el tratamiento y una oportuna entrega de medicamentos, el paciente se reagudiza y utiliza varias veces el servicio de urgencias”. 

Manifestó que en ocasiones los ciudadanos permanecen durante días, incluso semanas, en las salas de urgencias de las IPS, donde no se presta la atención especializada que requieren.

“Pueden permanecer varios días en urgencias por la falta de convenios de las EPS. Todos sabemos que en este momento el sector salud atraviesa una crisis por las enormes deudas que tienen estas entidades con las IPS, lo que ocasiona que no hayan contratos. Pasa que las instituciones se quedan esperando a que algún centro asistencial les abra un espacio o logren una remisión fuera del departamento”.

Le puede interesar: Más servicios y menos gastos y deudas mejoran finanzas de IPS

Aseguró que las enfermedades mentales son controlables en su gran mayoría, siempre y cuando se traten de la manera adecuada.

“En la medida en que la persona esté controlada, puede llevar una vida normal. Los trastornos mentales son manejables en un gran porcentaje, pero se requiere de continuidad en el tratamiento, la posibilidad de acceder a los servicios de consulta externa de manera oportuna, cosa que en muchos casos no se da, y de disponer de manera inmediata de medicamentos. Además, cuando se presenta una crisis, es necesario que se dé una hospitalización rápida y que el paciente esté siendo tratado con los servicios especializados”.

“Las EPS no tienen contratos”

El secretario de Salud de Armenia, Fernando Vivas Grisales, indicó que la problemática se presenta en la red de servicios que tiene contratada cada aseguradora, ya que muchas de ellas no ofrecen la atención en salud mental requerida.

“Las únicas entidades que prestan servicios de urgencias en salud mental son los hospitales Mental de Filandia y el San Juan de Dios de Armenia. Resulta que no todas las EPS tienen convenios con ellos, entonces cuando llega un paciente a otra institución, lo único que pueden hacer es estabilizarlo y remitirlo”.

Recomendado: Clausura indefinida de IPS Esimed por agua contaminada

Aseguró que esto se convierte en un problema, porque el trámite se puede demorar mucho. 

“Todas las EPS deberían tener una red de servicios que incluya la salud mental, pero eso no funciona de esa manera. Ellas lo que hacen es que no tienen el contrato y cuando aparece un caso le pagan al hospital por el servicio, cosa que tampoco hacen, entonces lo obligan a atender fiado y a esperar meses para cancelar”. 

Agregó: “Nosotros desde las secretarías podemos presionar para que la red sea de manera integral, pero muchas veces no hacen caso y se amparan en la ley, que dice que no es necesario tener convenio para ser atendido en cualquier centro asistencial. Y siguen creciendo las deudas”.

Explicó que cuando se trata de una persona que no se encuentra afiliada al sistema de salud, debe acudir en primera medida al hospital de zona, donde deben atenderlo y cargar los gastos al departamento. 

“El hospital tiene que atender a cualquier persona, incluso si no pertenece a una EPS. Lo importante es que acuda a una entidad que preste este servicio, para que no hayan demoras ni trabas en la atención”.

Redacción
LA CRÓNICA 




MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook