Inteligencia artificial podría ayudar a personas con enfermedades cardiacas


Todos los inconvenientes que se pueden presentar en lo referente a tratamientos para enfermedades cardiacas, se podrían solucionar con las innovaciones tecnológicas que permiten diagnósticos más precisos y a menor costo, reduciendo los requerimientos de salud del personal médico y transformando por completo las experiencias de los pacientes, con la inteligencia artificial que ya opera en el mundo a favor de la ciencia médica.

A medida que pasa el tiempo, los expertos en diagnóstico y los médicos necesitan un nuevo conjunto de herramientas que puedan manejar grandes volúmenes de datos médicos de forma rápida y precisa. Esto permitiría tomar decisiones de tratamiento más objetivas basadas en datos cuantitativos y adaptados a las necesidades de cada paciente.

Considerando esta necesidad, la inteligencia artificial está facilitando una herramienta magnifica, revolucionando la prestación del servicio de salud, adaptándose a las necesidades de las los pacientes. Y todo esto, en adaptación en aquel punto que ha priorizado la Organización Mundial de La Salud (OMS), en el sentido de proporcionar servicios de diagnóstico eficaces, con pruebas de imagen, de laboratorio y de patología que posibiliten la aplicación de tratamientos más eficientes y oportunos, y menos complejos y costosos.

Cabe destacar que con la tecnología, se puede conocer de una manera más precisa, eficaz y eficiente a todos los pacientes, cambiando por completo el paradigma de la medicina actual; lo que enfoca mucho más en la aplicación de la medicina de precisión.

Uno de los casos más destacados, son justamente, las soluciones de Siemens Healthineers, pionero en la incorporación de la IA en el sector salud, con más de 400 patentes en el campo del aprendizaje automático, 80 solicitudes de patente y más de 30 aplicaciones. Con esta tecnología posibilitan la transformación de la asistencia sanitaria para agilizar los flujos de trabajo clínicos, evitar errores de diagnóstico y reducir las oportunidades de facturación perdidas.

Pero también se sobresalen ya, las innovaciones tecnológicas son el FAST Integrated Workflow, un conjunto de tecnologías que trabajan con inteligencia artificial mediante el aprendizaje profundo para facilitar automáticamente la posición de las afecciones de forma precisa. Lo que reduce las variaciones injustificadas y evita repeticiones de escaneo, los diagnósticos son más precisos e implican costos más bajos.

De esta forma la tecnología se alía de manera muy efectiva con la ciencia médica para atender de una forma más efectiva todas las necesidades de los pacientes, y asimismo, para facilitar el trabajo de los especialistas que requieren de herramientas versátiles para optimizar los servicios en salud y lograr mejores resultados.




MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook