Mancuso se somete a la Jurisdicción Especial para la Paz


Tras reiterar su compromiso con las víctimas del conflicto armado, el otrora comandante de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), desmovilizado en 2005 y extraditado a Estados Unidos en 2008, firmó un acta de sometimiento y se puso a disposición de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP).

A través de un comunicado este nuevo órgano de justicia alternativa, que nació con el Acuerdo con la Farc, contó que el 21 de diciembre de 2017 la JEP accedió a la solicitud de sometimiento de Mancuso y remitió a la Dirección de Asuntos Migratorios, Consulares y Servicio al Ciudadano del Ministerio de Relaciones Exteriores tres Actas de Sometimiento y puesta a disposición de la JEP para que fueran entregadas al cónsul de Colombia en Atlanta, Bladimiro Cuello Daza, y que fuera él quien la suscribiera con el exjefe paramilitar.

Una semana después el cónsul Cuello se dirigió a la cárcel de Atlanta, donde está recluido Mancuso, quien reiteró su voluntad de someterse, pero no firmó el acta porque no estaba presente su abogado, Jaime Alberto Paeres Jaramillo.

El pasado 13 de marzo recibieron una comunicación del abogado Paeres, quien informó que no había sido autorizado su ingreso a la cárcel de Atlanta y que, por esa razón, Mancuso no había suscrito el acta de sometimiento y puesta a disposición.

Dos semanas más tardes el abogado consiguió la autorización y se realizó el procedimiento. Según la Secretaría Ejecutiva de la JEP cuando el Ministerio de Relaciones Exteriores les allegue los documentos, estos serán enviados a la Sala respectiva.

Al respecto Álvaro Leyva Durán, facilitador de paz del Gobierno, escribió en Twitter que el sistema integral de justicia, verdad, reparación y no repetición de la JEP está blindado y que eso lo demuestra el sometimiento de Mancuso. “Llegarán casos como el de El Nogal. Hechos emblemáticos, y quienes hayan estado vinculados al conflicto”.




MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook