Jueza dice que Petro sí rectificó afirmaciones contra Uribe sobre paramilitarismo – Cortes – Justicia


Un juzgado de Bogotá negó la petición de apertura de un proceso por desacato al senador Gustavo Petro, formulado por el expresidente Álvaro Uribe Vélez, con el argumento de que Petro no cumplió una orden de rectificación.

La solicitud fue interpuesta por el abogado Abelardo De la Espriella, apoderado de Uribe, el pasado 26 de septiembre en el Juzgado Tercero Penal del Circuito para Adolescentes con Función de Conocimiento de Bogotá.

La orden constitucional de rectificación se encuentra plenamente satisfecha

En esta, la defensa del expresidente argumentó que Gustavo Petro no cumplió la orden de un juez que lo obligaba a rectificar una declaración que hizo durante una entrevista con Vicky Dávila en W Radio. En ese momento, Petro aseguró que Álvaro Uribe debía haber estado preso hace mucho tiempo por delitos de lesa humanidad relacionados con los grupos paramilitares.

Tras la orden, Petro dijo en ese mismo espacio que “Uribe debe ser investigado por delitos de lesa humanidad”. Según él, la orden no era una retractación sino una rectificación; en consecuencia, aseguró que él no podía determinar que el expresidente debía ir preso, pero sí podía decir que debía ser investigado. 

La defensa de Uribe no quedó satisfecha, por lo que solicitó la apertura de un proceso de desacato.

No obstante, la jueza María Isabel Ferrer Rodríguez, en un fallo con fecha del 11 de octubre del 2018, argumentó que “la orden constitucional de rectificación se encuentra plenamente satisfecha, pues dicha actividad se ajusta a los parámetros jurisprudenciales expuestos, a razón que el accionado reconoció su error de afirmar en grado de certeza que el senador Álvaro Uribe Vélez es autor o partícipe de la comisión de delitos de lesa humanidad, sin previamente contarse con sentencia judicial debidamente ejecutoriada proferida por autoridad competente, y por tanto, el agravio objeto de amparo se encuentra conjurado”.

Por lo tanto, ese juzgado declaró cumplida la orden del fallo del 18 de septiembre del 2018, dado que “efectivamente se adelantó proceso de rectificación en los términos proferidos en el amparo de la referencia, conforme las razones anotadas en esta providencia”.

Independiente de este fallo, la defensa del expresidente continuarán un proceso por los delitos de fraude a resolución judicial, calumnia directa e injuria indirecta agravadas contra Gustavo Petro en la Corte Suprema de Justicia.

Este proceso se inició luego de que el pasado 24 de agosto en La W, Petro afirmó que que gracias a Uribe y al expresidente César Gaviria los trabajadores en Colombia fueron “llevados a un estado de semiesclavitud bajo acoso sexual”.

JUSTICIA



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook