Dayro Moreno habla de su celebración con una botella de aguardiente – Fútbol Colombiano – Deportes

La carrera de Dayro Moreno ha estado marcada tanto por su talento goleador como por su indisciplina. Lleva 301 goles en su carrera y ha sido ocho veces el máximo artillero del fútbol colombiano. 

Dayro es muy consciente de que pudo haber llegado mucho más lejos en su carrera. A los 37 años, sigue marcando goles con el Atlético Bucaramanga, con el que acaba de salir goleador de la Liga 2022-I. «Si hubiera sido más disciplinado, hubiera estado en el nivel de James o Falcao…», le confesó al narrador Eduardo Luis López en un especial en Win Sports +.

Moreno recordó varios de los episodios que generaron escándalo alrededor suyo, no solo en el fútbol colombiano, sino también en un incidente que tuvo cuando jugó en Oriente Petrolero, de Bolivia. 

Por qué celebró abrazando un dummie de una botella de aguardiente

En octubre de 2010, Once Caldas venció 2-1 al Atlético Huila. Dayro anotó el primer gol del local y salió corriendo a celebrarlo abrazando un dummie de una botella de aguardiente. 

​»Ese fue el partido de la clasificación para entrar a los 8 y me dicen los directivos que si hacía gol que fuera a celebrar con la botella de Cristal para que el patrocinio fuera mucho mejor. Y claro, pues obvio. Eso le dio la vuelta al mundo», recordó.

«Cuando terminó el partido, llega el gerente de la Licorera de Caldas y me dice: ‘Dayro, ahí te voy a mandar al apartamento dos cajas de aguardiente y dos cajas de ron’. ¿Se las tomó? No lo dijo, pero sí hizo una confesión: «La verdad, yo tomo es whiskicito».

Cuando se pasó en el festejo tras marcarle gol a Argentina

Desde noviembre de 2007, la Selección Colombia no le gana un partido a Argentina en la eliminatoria. En esa última victoria, con Jorge Luis Pinto como técnico, el tanto de la victoria, en El Campín, lo anotó Dayro Moreno.

Colombia vs. Argentina en 2007

Dayro Moreno (der.) celebra el gol del triunfo de Colombia frente a Argentina, en 2007.

Foto:

Efe / Archivo EL TIEMPO

Sin embargo, Dayro se pasó en el festejo y eso generó una crisis en el Once Caldas. El técnico de entonces, Santiago Escobar, dijo que no quería trabajar más con él: era Sachi o era Dayro. Al final, el DT dejó el cargo. 

«Hablé con el presidente Jairo Quintero, que estaba en ese tiempo. Tenía una celebración con unos amigos, que celebremos el gol, que eso no se hace todos los días… El presidente estaba en Bogotá viendo el partido, le pedí permiso, me dio un día y me tomé dos», recordó.

«Fue un problema de comunicación. Me puse a tomarme los whiskicitos, me prendí mucho y al otro día me dejó el vuelo. Ese fin de semana Jugábamos en Medellín, empezábamos finales. Vino la reunión con los directivos y Sachi fue y dijo que no quería estar más con el grupo. Dos años después hablé con él y aclaramos las cosas», agregó. 

El incidente con la barra brava del Oriente Petrolero

En su paso por Bolivia, Dayro tuvo un problema con la barra brava de Oriente Petrolero, a tal punto que por redes sociales se divulgaron imágenes de los fanáticos persiguiéndolo a la salida de un establecimiento. 

«Salimos a comer. Pedimos la comida y una botella de whisky. Entonces me llega por detrás un man de la barra y me dijo que qué hacía. Le dije que iba a comer y el tipo me dijo que no podía salir. ‘¿Y es que acaso soy preso, o qué? Es mi día libre’, le dije. Enseguida llegaron los de seguridad y le dijeron al man que se fuera. ‘Si me sacan, tengo 30 manes afuera esperando’, dijo. Le dije que soy colombiano, no me le arrugo a nada», explicó.

El tema no quedó ahí: «A los cinco minutos, me dice el administrador del bar que los tipos dijeron que me saque o que me acaban con el negocio. Los manes de seguridad me rodearon. Se vinieron como 30 manes encima. Yo solo me ehco para atrás y empiezo a dar pata y puño. Pero llegaron cinco por acá, cinco por allá… me tocó salir a correr», aseguró.

Cuando Dayro conoció a su esposa y llegó borracho a una concentración 

Dayro Moreno estuvo casado durante nueve años con Marcela Muñoz, hermana de la actriz Sandra Muñoz. El fin de semana que se conocieron casi tiene un lío en la concentración del Once Caldas. 

«Nos conocimos un viernes, yo jugaba el domingo. Teníamos que concentrar el sábado, ya estábamos eliminados. Nos fuimos para una finca con ella y unos amigos. Como a las 8 de la noche me llama mi parcero, el kinesiólogo, Miguel Rodas: que dónde andaba, que me estaban preguntando el presidente, el técnico. Le dije ‘estoy en una finca, bien melo’. Al final llegué como a las 10 a la concentración. Miguel me tenía un caldo bien bacano. Me fui a dormir y al día siguiente hice gol», recordó. 

La pelea con Lucumí que le costó el puesto en Nacional

En 2018, Dayro fue separado del plantel de Atlético Nacional luego de un incidente con su compañero Jeison Lucumí en un partido contra Deportivo Cali: recibió un cabezazo y al final del partido se fue a buscarlo para agredirlo. Esta es la versión del artillero. 

Atlético Nacional

Momento de la expulsión de Lucumí por agredir a su compañero Dayro Moreno.

Foto:

Jaiver Nieto Álvarez / CEET

«Ese día no me dejaron ni llegar al camerino. Es lo que se vio en las cámaras. Había un tiro libre: llevaba tres partidos sin hacer gol, y en ese tiempo el que pateaba primero era Bocanegra y cuando no estaba, era yo. Bocanegra ya había salido, yo pedí la pelota, Lucumí decía que iba a patear. Yo le quité la pelota y fue cuando me dio el cabezazo. No pasó ahí mayor cosa. Cuando se acabó del partido fui a perseguirlo: uno bien caliente, encima empatamos. Si lo alcanzo, nos hubiéramos encendido», aseguró.

Más allá de los incidentes, Dayro quiere volver a salir goleador de la Liga. «Voy por el noveno en mi carrera. Los tengo todos en la casa. Va a quedar en mi cabeza, en mi historia. Uno de futbolista cuando se retira quedan esos momentos lindos, y ese homenaje que me hicieron en Bucaramanga me va a marcar muchísimo», se sinceró.

DEPORTES



Fuente