Jonas Vingegaard: lavaba pescado y va a ganar el Tour de Francia, video – Ciclismo – Deportes

Hasta hace poco, Jonas Vingegaard, quien está a 115 km de ser el nuevo campeón del Tour de Francia, compaginaba los entrenamientos encima de la bicicleta con el trabajo en una pescadería.

Era un niño tímido, a quien le gustaba el ciclismo, en gran parte por culpa de su papá, Claus, y de su mamá, Karina, a quienes les encantaba el deporte de las bielas y los pedales.

(Nairo Quintana explotó: problemas en el Tour y decisión sobre su futuro)
(Nairo Quintana voló y es de los mejores del Tour de Francia 2022)

Comenzó a laborar cuando tenía 19 años. Lo hizo por petición de los orientadores del equipo de ciclismo ColoQuick, al que pertenecía, y se empleó en una empresa de lonja de pescados en el puerto de Hanstholm.

“Lo más complicado era madrugar, ir a la fábrica, estar allá unas ocho horas y luego coger la bicicleta».

Entraba a las 6 de la mañana, empaquetaba, lavaba, ayudaba a vender el pescado y en la tarde entrenaba. Dos años duró en esa rutina, hasta que en el equipo le dieron alas y lo llevaron por el camino de la victoria.

“Lo más complicado era madrugar, ir a la fábrica, estar allá unas ocho horas y luego coger la bicicleta e irme a entrenar”, dijo Vingegaard.

Y agregó: “Tuve varios problemas con el estrés, pero poco a poco los he ido superando. He aprendido a conocerme, a saber qué me hace mal y superarlo, eso me enseñó a emplearme en esa pescadería”.

Su primer pedalazo

Jonas Vingegaard nació el 10 de diciembre de 1996 en Hillerslev, ciudad que hace parte del municipio de Thisted y está ubicada en la Región del Norte de Jutlandia (Dinamarca).

Claus es constructor de piscifactorías de salmones en Noruega, por eso lo del trabajo de Jonas, mientras que su mamá es ama de casa.

“Era un niño ciclista tenaz, decidido y obstinado,
pero tuvo un desarrollo tardío por su timidez, que le dificultó ganar en sus primeros años en la bicicleta”, señaló Karina.

(Rigoberto Urán se dio látigo, sin disculpas: ‘Saqué cero en este Tour’)
(Tour de Francia 2022: así van las clasificaciones, luego de la etapa 20)

“Solo tenía la voluntad de aguantar, pero no le iba bien; solo cuando se convirtió en un ciclista juvenil los resultados comenzaron a darse, pero el arranque no fue fácil”, precisó la mamá de Jonas.

Ella siempre ha dicho que el amor por el deporte es de familia. El ciclismo era algo así como una pasión, pues se iban los tres a pasar vacaciones a los Alpes franceses. Era una de las familias que se apostaban al lado y lado de la vía a ver pasar a los pedalistas en las etapas montañosas del Tour.

Claus y Jonas subían en bicicleta los puertos. A él le gustaba mucho el Galibier, era un puerto que lo hacía bien y se empeñaba en coronarlo cada vez en el menor tiempo posible.

Se rompió el fémur montando bicicleta, algo que lo perjudicó para llegar más alto mucho más joven. Esperó con paciencia, se recuperó y regresó a la competencia.

A sus 25 años se podría convirtir en el segundo pedalista de su país en ganar la carrera por etapas más importante del mundo, luego de que lo hiciera Bjarne Riis, quien se encargó de romper la seguidilla de triunfos del español Miguel Induráin en el Tour de Francia de 1996, coincidencialmente el año en que nació Jonas.
Paso firme

En el 2016, los directores deportivos del Jumbo Visma lo vieron y negociaron su paso a la escuadra. Su primera victoria fue en la sexta etapa de la Vuelta a Polonia de 2019, cuando venció a rivales de la talla de Jay Hindley, el actual campéon del Giro de Italia; Pavel Sivakov, y el colombiano Sergio Higuita.

Jonas Vingegaard

Solo ha tomado parte en tres carreras de tres semanas. Fue 46 en la Vuelta a España del 2020, prueba en la que se puso al servicio de su compañero y campeón de la prueba, el esloveno Primoz Roglic.

Integró el equipo del Jumbo Visma del Tour de Francia del año pasado y luego del retiro de Roglic tomó las riendas, peleó codo a codo con Tadej Pogacar, pero no
pudo vencerlo.

(Tour de Francia 2022: ¿rivales? Otra imagen de juego limpio, video)

Caso contrario pasó en esta temporada. Llegó como la segunda carta de su escuadra; luego de la pérdida de tiempo de Roglic, Jonas asumió el liderato del equipo y esta vez sí pudo derrotar a Pogacar.

¿Quién es su mano derecha?

Poco se sabe de su vida privada, porque no le gusta hablar de ella. Vive con Trine Marie Hansen, a quien conoció porque ella era una de las personas encargadas del marketing del equipo ColoQuick, y quien es mayor que él 10 años.

El 8 de septiembre del 2020 llegó a su hogar la mayor alegría, Frida, quien es el motor, el impulso para que Vingegaard obtenga sus victorias.

Trine Marie no solo es la mamá de Frida, es la que le maneja la imagen, los contratos y demás a Jonas. Advierte que lo más complicado fue cambiarle el carácter, pero que trabajaron duro para impulsar su estado de ánimo.

“A Jonas hay que sacarle los sentimientos. Hemos trabajado mucho en eso, en que sea un poco más abierto en sus actitudes y sentimientos”, cuenta ella.

Para Trine Marie ha sido fácil guiarlo, pues está acostumbrada a tomar decisiones y a perseverar en lo que se propone, eso le ha enseñado a su novio.

“Si quiere ser líder, pues debe ser una persona visible y claro en sus determinaciones. A veces su timidez le jugaba malas pasadas, pero eso ha cambiado”, contó Trine Marie.

Jonas Vingegaard

Jonas Vingegaard son su novia y manager, Trine Marie, y su hija, Frida.

Ella renunció a su trabajo para meterse de lleno en la vida de Jonas. Es la que lo acompaña a las reuniones, le ayuda a planificar sus entrenamientos. Cada vez que termina una etapa, a Jonas le pasan el teléfono celular y en la otra línea están Trine Marie y Frida.

“Soy mayor que él y eso quizás sea muy bueno, porque puedo asumir un poco más de responsabilidad en algunas áreas en las que él no tiene que concentrarse”, señaló.

Así es Jonas Vingegaard, otro joven que engalanará la vitrina de campeones del Tour de Francia, que con sus 60 kilos y su metro 75 centímetros de estatura subirá este domingo al podio en los Campos Elíseos por el trofeo de campeón, en la continuidad de una corta pero exitosa carrera.

Será su décimo éxito como ciclista profesional, muy poco, la verdad, triunfo que irá a celebrar con Trine Marie y Frida en el puerto de Hanstholm.

(Luis Díaz y la historia secreta de su tatuaje frustrado, video)
(Miguel Ángel ‘Supermán’ López: la otra pesadilla que lo tiene en jaque)

Lisandro Rengifo
Redactor de EL TIEMPO
@lisandroabel


Fuente