Roa- Florhuila: sanción de Superindustria por incumplir instrucciones – Empresas – Economía


La Superintendencia de Industria y Comercio sancionó a la organización Roa- Florhuila (ORF) -productora de arroz-, y a tres de sus trabajadores, por incumplir instrucciones y requerimientos de información y obstruir la visita administrativa en las instalaciones de su planta en el municipio de Villanueva (Casanare).

La entidad, según indicó en un comunicado, impuso una multa de $20’514.597.205, dividida entre la compañía y las tres personas sancionadas. 

Así las cosas, multó a la organización por $20’352.092.100; a Pedro Pablo Peña Mendoza (gerente de la planta Villanueva de ORF), por $28’236.972; a Lucy Gallo Losada (gerente administrativa y financiera de ORF), por $129’707.652, y a Ángel Leonardo Riveros Figueredo (jefe de la planta Villanueva de ORF), por $4.560.480. 

Dentro de las razones de la sanción, la Superindustria mencionó que «la compañía incumplió el requerimiento de suministrar la información de los correos electrónicos institucionales asignados dentro de la empresa al jefe y al gerente de la planta de Villanueva de ORF para el desarrollo de las funciones a su cargo, obstaculizando así el desarrollo de la actuación administrativa adelantada por esta Autoridad». 

ORF también negó la entrega de documentos e información de la empresa solicitada por los funcionarios de la SIC

Y, en ese sentido, agregó: «Para conseguir obstruir la visita, la compañía adujo circunstancias tales como que la información no podía ser suministrada sin la autorización de sus superiores, o que era necesario un requerimiento por escrito por parte de la Superintendencia dirigido a la gerencia de ORF».

Por otro lado, la entidad indicó que «la renuencia de la compañía también provino de instrucciones impartidas por la gerente administrativa y financiera de ORF desde la sede administrativa de la empresa en Bogotá. Estas situaciones obstaculizaron injustificadamente el ejercicio de las funciones de la Autoridad, y obstruyeron la actuación administrativa que se adelantaba».

En el comunicado también se mencionó que, en el transcurso de la visita a la organización, ORF «negó la entrega de documentos e información de la empresa solicitada por los funcionarios de la SIC, aduciendo nuevamente que la misma debería solicitarse por escrito y sería entregada días después».

«Cuando la Superintendencia de Industria y Comercio ponía de presente a los ejecutivos y trabajadores de ORF las funciones y facultades que tenía en el marco de la visita administrativa, así como de las consecuencias legales del incumplimiento a las órdenes y requerimientos de la Autoridad, estos manifestaron que se encontraban cumpliendo directrices e instrucciones impartidas al interior de la empresa», concluyó el comunicado.

ELTIEMPO.COM


Fuente